Expediente Warren: The Conjuring (2013), de James Wan

Si la película sobre casas encantadas que comentaba ayer me gustó bastante, de ésta he de decir que me ha gustado mucho.

Basada en hechos reales, la trama es más simple que el mecanismo de un botijo: familia se muda a casa vieja, empiezan a pasar cosas raras, llaman a alguien para que solucione esos problemas.

Hasta ahí, todo previsible.

Lo que no es previsible es que, a pesar de los medios técnicos de los que se dispone en esta época, los responsables de la producción hayan preferido articular el terror (pues da mucho miedito) a través de la gestión de los tiempos, del sonido de ambiente, de los giros de cámara y de las luces. Sí, por supuesto que hay efectos especiales, pero no son capitales en la realización ni aportan más terror del que dan ciertos recursos que, obviamente, no destriparé aquí.

Pero, como es habitual, aquí tenéis el trailer:

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s